Todas las noticias sobre el mundo del cine. Estrenos, trailers, carteles, criticas y noticias relacionadas con el cine.

‘Un amor entre dos mundos’ una buena historia desordenada

un-amor-entre-dos-mundos-critica

La desordenada ‘Un amor entre dos mundos’ podría haber sido algo recordable

Juan Diego Solanas con ‘Un amor entre dos mundos’ ha hecho una película mágica y la ha realizado con magia. Porque con escasos 50 millones de dolares ha conseguido un resultado visual digno de otras grandes superproducciones que le cuadriplican en dinero invertido.

Sin duda es una película especial y con un gran atractivo para diferentes públicos, esto lo ha logrado mezclando la ciencia ficción con una historia de amor convencional. La historia que plantea es sin duda su gran aliciente, pero según avanza el metraje de la propia cinta se convierte en su propia enemiga. Y es que una historia tan elaborada, con tantos detalles y características nuevas, desborda al intelecto del espectador al condensarlas en tan poco espacio de tiempo.

Un amor ente dos mundos foto 1

El planteamiento de la historia se hace en dos partes muy diferenciadas. En primer lugar el director opta por contarnos las leyes físicas que rigen el universo que nos plantea utilizando los créditos iniciales y apoyándose en bocetos animados. Sin duda, una sabía decisión que permite que al finalizar los títulos iniciales todo lo que vea a continuación el espectador tenga su debida explicación. Pero a continuación comienza una segunda parte que es la encargada de centrarnos en la historia en que gira la película. Y para eso hace uso de un explicación que se extiende en el tiempo (10 años) y que sigue aportando datos al espectador llegando a desbordarlo o a perderse inconscientemente algún detalle. Entre estas dos partes sin duda se hecha en falta algún tipo de secuencia que relaje y sirva de introducción a las leyes físicas expuestas.

Pasada la presentación de los personajes y comenzando a moverse los engranajes de la historia empezamos a disfrutar de un apartado visual muy cuidado y llamativo. Que llega a convencer de la existencia de estos dos mundos que se plantean. Además el director se vale de diferentes recursos para ayudarnos a centrar la historia en el mundo que se desarrolla. Por ejemplo, el mundo de abajo es frío y lluvioso, mientras que en el mundo de arriba se opta por los colores cálidos y días soleados. Cada paisaje que la película nos plantea es único, y cada plano o secuencia está cuidada y nos ayuda a empatizar con Adam (Jim Sturgess). Puesto que cuando habla con las personas del mundo de arriba estas aparecen boca abajo, con una única excepción, ya que cuando se produce entre Adam y Edén (Kirsten Dunst) aquí el que aparece boca abajo es nuestro protagonista, sin duda un guiño del director que ayuda a dar sentido a la historia de amor.

Un amor entre dos mundos foto 2

Adam es el encargado de contarnos la historia en primera persona, pero es un personaje que no sufre ninguna evolución durante el transcurso de la cinta, pues no tiene ningún momento de frustración, o algún detalle que le de personalidad. Su único cometido es conseguir a Edén sacrificándolo todo. Pero por el contrario tenemos el papel que interpreta Kristen Dunst que se vale del recurso de la amnesia temporal para darle un giro de tuerca más a un personaje bien definido y con cierta evolución durante el transcurso de la película. Existen más personajes secundarios, pero estos solo aportan lo que la historia necesita. En el mundo de abajo está Pablo que resulta ser un amigo pesimista que solo da malas noticias e intenta convencer a Adam de que detenga el plan que tiene en marcha. Y arriba está Bob (Timothy Spall) que es un amigo nuevo que le ayuda a conseguir todos los objetivos y todo el material que necesita nuestro protagonista.

En resumen, ‘Un amor entre dos mundos’ es una película creativa, original y sorprendente, con un apartado visual cuidado y elegante, que valida la historia planteada. Pero lamentablemente con un desarrollo demasiado rápido que consigue que el espectador se vea agobiado y sin un momento para entender o reflexionar sobre lo que esta viendo. Quizá algo más de presupuesto hubiera servido para convertirla en una película de referencia en su genero, porque sin duda el talento de su director argentino está demostrado.

Puntuación
7/10